miércoles, 29 de abril de 2015

047.- Anafe Bram Metal.


Un anafre o anafe era un hornillo fabricado para calentar la olla, el jarro o la pava. Y para luego conservar calientes su contenidos.
Pequeño y móvil era un componente indispensable de los que tenían conductas nómades, o los que vivían en lugares estrechos, como los de la vida de pensión.

En nuestro lugar quedó ligado a una marca, a tal punto que se lo llamaba como “El Bram Metal”.


 ¿Qué dicen ellos sobre si mismos?


Pionera en el desarrollo del mercado de los calentadores y faroles a Kerosene, Bram-Metal nació en Argentina hace más de 80 años. Su posición de liderazgo se fundó en la percepción de un producto de buena ecuación servicio -calidad, y la entrega de un Farol superior. Su histórico slogan “Adelante con los faroles...” y sus legendarias publicidades: Por eso, José, que sabe, tiene siempre a mano BRAM-METAL. Un farol para cada necesidad.
Sobre esta base se fortaleció la conexión emocional con los consumidores por estar estrechamente asociada a valores como el confort, la calidad, el servició, la solución, la practicidad y la seguridad, profundamente insertos en el corazón de esta marca y de todos los Argentinos.
Hace varios años, Bram-Metal comenzó a expandir su línea, innovando constantemente en la formulación de sus productos (cocinas a leña, hornos gastronómicos, parrillas a gas) siguiendo las tendencias actuales del mercado y buscando nuevos nichos de expansión. Continuaremos invirtiendo en mantener nuestro legado BRAM-METAL “LA MARCA MAYOR”.

La que tenemos a la vista, gentileza de la familia Cobián Fava es de aquellos artefactos de bronce que funcionaban en base a la combustión de kerosene.



Quien lo conserve hoy en día seguramente le dará algún uso ornamental, figurando bien lustrado su bronce, en algún lugar privilegiado de su casa. Pero si quiere conseguirlo en casas especializadas en antigüedades descubrirá que su precio no esta tan alto: $ 250 en contado ravioso, o bien doce cuotas de $ 31, 80.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada